CHEESE CAKE DE OREO, NUEVAMENTE EN VERSIÓN MINI, SI ES QUE CUANDO ME DA ME DA


Pues que queréis que os diga, si puedo hacer un pastel en versión individual me lanzo, me encanta, y casi casi todo se puede versionar.


Además, este postre es ideal para el verano, no necesita horno, y se come recién sacado de la nevera.

Y sobre todo, sobre todo, lleva oreos, jajaja, eso es lo mejor.


Que? Nos lanzamos? Pues vamos a por ello.

INGREDIENTES (PARA 6 MINI CHEESE CAKE):

  • 20 galletas oreo para la base.
  • 10 galletas oreo para la cobertura.
  • 50 gr de mantequilla.
  • 200 gr de queso crema.
  • 200 ml de nata 35% materia grasa (para montar).
  • 4 hojas de gelatina neutra.

ELABORACIÓN:

Mi primer recomendación es que para realizar este tipo de cheese cake en su versión mini utilizéis un molde de silicona, sobre todo para poder desmoldarlo con facilidad.

Si lo hacéis en versión maxi (o normal) lo mejor es utilizar un molde desmoldable. Calculad que para un molde de 23 cm necesitaréis el doble de las cantidades que os propongo para las versiones mini.

En primer lugar utilizaremos las 20 galletas oreo para la base, las abrimos y separamos la galleta del relleno.


Picaremos la galleta hasta que esté bien molida, y la mezclaremos con la mantequilla que habremos derretido previamente en el microondas.

Untamos el molde con mantequilla y ponemos la mezcla en la base y la apretamos bien. 


La tendremos en la nevera durante 1 hora para que endurezca.

Para el relleno lo primero que hacemos es hidratar la gelatina, para ello la ponemos 5 minutos en agua fría.

En un cazo ponemos la nata, el relleno de las galletas oreo y la gelatina, a fuego medio, y removemos hasta que se haya diluido tanto la gelatina como el relleno de las galletas, retiraremos del fuego y dejamos templar.

Una vez templado lo mezclamos con el queso crema, hasta que quede totalmente incorporado.

Ponemos el relleno encima de la base y lo llevaremos de nuevo a la nevera, durante un par de horas como mínimo.


Pasado este tiempo desmoldamos y pondremos el resto de las galletas, previamente picadas, en la parte superior.


Este es un postre que hay que mantener en nevera.


Ahora únicamente falta comérselas, está riquísimo, de verdad.

Pues esto es todo por hoy, os espero nuevamente el jueves, con una receta que espero que me salga, no os digo nada por si acaso, jajaja.

Un beso enorme a todas/os.

18 comentarios:

  1. Me gustan mucho las versiones mini, creo que si te controlas con ellas comes menos jajaja. Aunque esta habrá que hacer muchas minis porque invita a repetir.
    Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, lo de controlar es complicado, pero a mi me resultan más cómodas, y son tan monas. Besos. Yolanda.

      Eliminar
  2. Si me gustan las oreo, imagino que este postre me va a seducir.
    Un saludo.
    B.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo has de probar, es como comerte la galleta pero deconstruida, jiji. Besos. Yolanda.

      Eliminar
  3. Qué ricas estas oreos!!! Lo que pasa que deben comerse como churros!! No importa haremos sacrificios después, pero el gustazo nos lo damos.
    Bs

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te creas, con una te quedas en el punto justo, creo que es la medida ideal. Besos. Yolanda.

      Eliminar
  4. Solo viendo las fotos ya desea una poder echarle la mano a un par de ellos, que bocado más rico.

    Besines

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alaaaaaaaaa, dos, que abusona. Besos. Yolanda.

      Eliminar
  5. jejeje Yolanda, por mí, puedes seguir haciendo cosas minis, parece que uno se engorda menos, aunque luego acabas comiendo un porrón. Deben haber quedado deliciosos, vaya ideas¡¡¡ En fin, buenas vacaciones¡¡¡ Besitos¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Le voy a cambiar el nombre al blog, el mini cocina de una .... jiji. Besos. Yolanda.

      Eliminar
  6. Hola, nos encantan las versiones minis! qué pinta, no dejaríamos ni uno! besis

    ResponderEliminar
  7. Que sencillo y rico, me encantan las oreos!!! Además en versión mini son perfectos para matar el gusanillo y para quedar bien si se tienen invitados ;)

    Un beso guapa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que para mesas dulces son perfectas, te las recomiendo. Besos. Yolanda.

      Eliminar
  8. Buenos días. Aún.con.los ojos empañados de. Recién levantada, acabo de encontrarme.con tu blog y esta entrada.
    A mí.también.cuando me da, me da y bien.
    Este verano han sido los postres en semiesferas, individuales, una preciosidad, en el blog tengo sólo uno, pero en facebook hay más. Y luego las tartas que no necesitan horno, como la tuya. Me encanta ru blog y me quedo ppr aquí

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Maria Angeles, ante todo bienvenida, y que sepas que yo soy una friki de lo mini, o de lo individual, jeje. Besos. Yolanda.

      Eliminar

Me encanta ver vuestros comentarios, gracias a ellos todo esto cobra mayor sentido.
Aunque no pueda contestar siempre me los leo absolutamente todos, si tenéis alguna consulta podéis enviarla directamente al e-mail que tenéis en la pestaña de contacto.
Este blog, por falta de tiempo, no participa en cadenas de premios, aunque siempre estaré super agradecida de que hayáis pensado en mi.
Gracias por estar.
Yolanda.