Callos con pies de cerdo al estilo de mi madre, para mojar mucho mucho pan

Receta de callos paso a paso

Hoy os traigo una receta muy poco light, no por ella en sí misma, si no por la cantidad de pan que, sin remedio, vais a mojar en la salsa.

Es uno de los platos que he visto hacer a mi madre toda la vida y que siempre he querido hacer, así que ha llegado el momento, seguro que os encantará (a mi me pirra, jejeje).

Receta de callos paso a paso

Veréis que está acompañado por pies de cerdo, pero si sólo queréis callos, pues nada, no se lo ponéis y listo, eso sí, tendréis que reducir la cantidad de salsa o incrementar los callos.

He intentado ser todo lo precisa que puedo cuando la receta me la da mi madre, ya sabéis, "cuando lo veas, un puñado, tanto como admita ..." vamos que las unidades de medida como que no las necesita mucho.

Receta de callos paso a paso

Y como la receta es larga vamos a por ella.

INGREDIENTES (para muchos o pocos depende lo que os gusten):
  • 1 kg de callos
  • 1 kg de pies de cerdo
  • 100 gr de jamón serrano
  • 100 gr de chorizo
  • 2 cebollas grandes
  • 2 dientes de ajo
  • 100 gr de salsa de tomate
  • 2 cucharadas de pulpa de pimiento choricero
  • 10 ramas de perejil fresco
  • 50 gr de almendras peladas
  • 100 gr de agua
  • 1 cucharadita de pimentón picante
  • 1 cucharadita de romero
  • 1 cucharadita de tomillo
  • 2 hojas de laurel
  • Sal al gusto
  • Aceite de oliva virgen para freír
  • Vinagre
  • Agua de la cocción de los callos
Receta de callos paso a paso

ELABORACIÓN:

Lo primero, primero, primero que vamos a hacer es limpiar los callos (aunque ya los venden limpios no está mal hacer este paso por si acaso). Para ello ponemos una olla con agua y un buen chorro de vinagre, en frío ponemos los callos troceados y llevamos a ebullición, un minuto y los sacamos, en un escurridor de pasta, y los lavamos en abundante agua limpia. 

Ahora si, llenamos otra vez la olla con agua, y dos cucharadas de sal gorda, añadimos los callos y los pies de cerdo también partidos a trozos pequeños y las dos hojas de laurel. Paciencia, han de cocer unas tres horas para que queden bien tiernos.

Se puede hacer en olla exprés, pero es que a mi no me gusta nada de nada, prefiero el chup-chup.

Lo mejor es cocer los callos el día anterior, y al día siguiente solo hay que hacer el guiso final. Cuando se hayan cocido hay que reservar el agua de cocción, la necesitaremos.

Vamos a por el último paso. 

En primer lugar pelamos las cebollas y los ajos y lo trituramos todo con la batidora. 

En una sartén grande ponemos aceite de oliva virgen, el suficiente para que cubra la base pero sin pasarnos, y añadimos la cebolla y los ajos y un poquito de sal (para que sude la cebolla), freiremos a fuego lento hasta que la cebolla esté totalmente pochada.

En este punto le añadiremos el chorizo y el jamón partidos en cuadrados pequeños (podéis partirlos más grandes si os gusta más, por supuesto),  y los tendremos pochando con la cebolla unos 5 minutos.

Le añadimos ahora el pimentón picante, y mezclamos bien, solamente hasta que se incorpore, que si no el pimentón amarga. Una vez integrado añadimos la salsa de tomate (yo lo pongo ya frito, si lo hacéis en crudo tendréis que alargar unos 20 minutos el tiempo), y lo dejamos unos 5 minutos. 

Pondremos ahora la pulpa de pimiento choricero y lo dejamos un par de minutos más.

Receta de callos paso a paso

Llega el momento de añadir los protagonistas, los callos (y los pies de cerdo, pobres, que me los dejo). Si los habéis hecho el día antes veréis que ha quedado gelatinizado, es decir sólido, es normal, tanto los callos como los pies de cerdo sueltan mucha gelatina, lo cual nos irá perfecto pues hará una salsa más consistente. Si lo hacéis como yo añadid un plus de paciencia, tendremos que ir removiendo constantemente hasta que se deshaga. 

Receta de callos paso a paso

Le podéis añadir más caldo de la cocción (gelatina, jejeje), pensad que lo tendremos como una hora y media más, o sea que mejor que haya bastante líquido, pero todo es cuestión de gustos. 

Pasada una hora le pondremos una picada con las almendras y el perejil y un poco de agua (veréis que os queda blanca, son las almendras), ahora cuidado, estad más pendientes, pues al añadir la almendra se os puede pegar con facilidad.

Receta callos paso a paso

Pasada media hora estará listo.

Receta callos paso a paso

Lo podéis consumir al momento o, mejor aún, dejarlo de un día para otro, ya varéis que ricura.


Si lo probáis me lo contáis que me haría mucha ilusión.

Y si queréis estar un poquito más cerca de mí me podéis seguir a través de las redes sociales:





Un beso enorme a todas/os.

1 comentario:

  1. ¡que buena pinta esta receta! me la apunto...Ya tiene otra seguidora más, pase y siga mi blog donde pone (participar en este sitio) en este enlace http://mibonitolugar.blogspot.com.es/ espero su visita

    ResponderEliminar

Me encanta ver vuestros comentarios, gracias a ellos todo esto cobra mayor sentido.
Aunque no pueda contestar siempre me los leo absolutamente todos, si tenéis alguna consulta podéis enviarla directamente al e-mail que tenéis en la pestaña de contacto.
Este blog, por falta de tiempo, no participa en cadenas de premios, aunque siempre estaré super agradecida de que hayáis pensado en mi.
Gracias por estar.
Yolanda.